Rosell afirma que la Administración debería pagar a los empresarios por negociar los convenios