Rosell quiere que se pueda despedir a funcionarios