Salgado considera innecesario crear una agencia de calificación europea