El Tesoro coloca 2.500 millones en letras y eleva más de un tercio su interés