Trichet mantiene el tono sobre la inflación por lo que no subirá los tipos