La UE y las instituciones internacionales descartan un "contagio" de Portugal a España