Zapatero va a empezar a negociar el techo de gasto de 2012 con los partidos