El comercio recortó un 1% su facturación en 2013 y redujo el empleo un 2,4%, según el INE