Una aerolínea turca prohíbe a sus azafatas que usen pelucas rubias y se pinten los labios