El déficit corriente y el de la balanza comercial caen a la mitad en 2009