El rey recibe al director de operaciones de Microsoft y a la presidenta de la filial española