La bolsa española cierra en números rojos por la venta de deuda y los bancos