La estación de Sants de Barcelona, sin taxis por la huelga