El euríbor alcanza su mayor tasa diaria desde febrero de 2009 y se sitúa en el 2,093 por ciento