La exclusión social es un gran motor de violencia en el mundo, dice el BM