Hacienda niega el colapso pero reconoce lentitud ante las peticiones del IRPF por maternidad y paternidad