Los jugueteros esperan que las ventas crezcan un 4 por ciento en la campaña de Navidad