Los nuevos recortes, a examen