Pablo Casado asegura que los PGE están heridos de muerte, son un pescado que huele mal