Los parados deberán sustituir a trabajadores en formación