La plantilla de Yamaha agradece a Sebastián su apoyo para mantener la planta