En plena acción: el botín medio de cada atraco en comercio es de 1.312 euros