El precio de los coches en la UE bajó en 2009 pero aumentó la reparación