Los precios de producción industrial bajaron en febrero un 0,5 por ciento en la eurozona