El sector del automóvil, uno de los más afectados por el paro