Cañizares: "En el Mundial, como en la vida, la línea entre el éxito y el fracaso es muy estrecha"