El enfado de la afición del Betis