Los rojiblancos entrenan con la vista puesta en el partido de Copa