Los terroristas de la planta de gas argelina asesinan a una rehén americana