Bin Laden seguía dirigiendo Al Qaeda