Un policía chino estrella a un bebé contra el suelo por una apuesta