Chorros de lava de hasta 70 metros de altura salen del Kilauea