Por los suelos para protestar en el Congreso de EEUU