Edward Snowden no estaba en el vuelo de Moscú a La Habana