Euforia en Cisjordania y Gaza tras el reconocimiento en la ONU