La Fiscalía italiana investiga la explosión de un remolque que transportaba gas en una autopista de Bolonia