Francia ha elevado la alerta antiterrorista al máximo nivel