Irak vive en situación de emergencia ante la amenaza del Estado islámico