Israel se ha embolsado dinero que debería revertir en los palestinos