Latinoamérica quiere un nuevo tono con EE.UU. en la cumbre con Cuba de protagonista