“Ibas por las calles y la gente era como zombis”