La OTAN entregará el control de la seguridad a Afganistán a mediados de 2013