La OTAN niega el ataque a Trípoli