El papa pide el fin de los principales conflictos del mundo