Múnich se vuelca en la acogida de miles de refugiados sirios