Reino Unido, Francia y Alemania proponen supervisar la retirada del bloqueo israelí