Reino Unido solo ha confirmado la identidad de uno de los asesinados en el atentado de Londres