El Observatorio Sirio apunta a la presencia de militares norcoreanos