Las angustiosas imágenes grabadas desde el interior del Aeroflot