La aerolínea del avión de Indonesia reconoce que hubo fallos en el pasado